Este día en la historia: 29/10/1998 - John Glenn regresa al espacio

Este día en la historia: 29/10/1998 - John Glenn regresa al espacio

En este videoclip "Este día en la historia" conozca los diferentes hechos ocurridos el 29 de octubre. Algunos de los eventos incluyen el Martes Negro cuando el mercado de valores colapsó y cuando Israel invadió la península del Sinaí. Además, Muhammad Ali ganó su primera pelea y John Glenn regresó al espacio.


50 años después, el legado espacial de John Glenn sigue dando vueltas a la Tierra

Hace cincuenta años, el lunes (20 de febrero), John Glenn hizo historia dando tres vueltas alrededor de la Tierra.

No fue la primera persona en el espacio, ni el primer estadounidense. Ni siquiera fue la primera persona en orbitar el planeta. Pero el vuelo de cinco horas de Glenn a bordo de Friendship 7 lo distingue de los viajeros espaciales que se lanzaron antes que él y estableció un legado duradero que eclipsó a muchos de los que lo siguieron.

No es que Glenn entienda la fascinación o pueda explicar por qué.

"Realmente no puedo responder eso", dijo Glenn a collectSPACE.com una semana antes del 50 aniversario de su vuelo Mercury-Atlas 6. "Creo que tal vez, que comenzó tal vez por el hecho de que era una especie de vuelo de ida y vuelta. Bueno, déjame retroceder un poco".

Glenn, ahora de 90 años, fue elegido en abril de 1959 para ser uno de los primeros astronautas de Estados Unidos. Tres años más tarde, fue el piloto del primer vuelo espacial orbital de un estadounidense, luego de dos vuelos orbitales de cosmonautas soviéticos y dos lanzamientos suborbitales de sus compañeros astronautas de Mercury.

"Fue un salto bastante bueno", dijo Glenn sobre la transición de las misiones suborbitales estadounidenses de 15 minutos que precedieron a la suya. "No quiero expandirlo a más de lo que era, pero esos vuelos, por supuesto, no alcanzaron la velocidad orbital, los dos vuelos por delante del mío. El mío alcanzó la velocidad orbital y luego tuve que regresar y hacer un reingreso desde la velocidad orbital, y eso fue una gran diferencia ".

"Y el tiempo en ingravidez se extendió, por supuesto, mucho. El vuelo fue de cuatro horas y 55 minutos, por lo que dio tres órbitas y aproximadamente una hora y 29 minutos para cada órbita", dijo.

De nuevo prendido, de nuevo apagado

Sin embargo, antes de que pudiera lanzarse a los libros de historia, primero necesitaba despegar, una prueba que Glenn también atribuye al lanzamiento de su legado. [Fotos: Legado espacial de John Glenn]

"Fui en la undécima fecha programada", dijo Glenn. "Solo me vestí cuatro veces, pero dos veces estuve en la parte superior del vehículo [de lanzamiento] y una vez durante unas seis horas, listo para salir y luego tuvieron que cancelar debido al clima. La otra vez fue [debido al] equipo". "

"Así que cuando finalmente fui, habían sido varios meses de intermitentes, apagados, intermitentes, un problema tras otro. Creo que cuando finalmente fuimos, hubo un gran suspiro de alivio. Porque era [ abiertamente publicitado] y debido a que la prensa lo cubrió por completo, creo que hubo un interés mundial en él ", dijo.

"Y creo que esa fue una de las razones por las que se le prestó tanta atención en ese entonces. En cierto modo, las cosas comenzaron a funcionar como lo han hecho desde entonces", dijo Glenn.

Todavía en órbita

En los 50 años transcurridos desde que voló por primera vez, Glenn se desempeñó como senador de los Estados Unidos y, en 1998, regresó al espacio a bordo del transbordador Discovery. A los 77 años, estableció un nuevo récord como la persona de mayor edad en alcanzar la órbita.

Sin embargo, el legado de su vuelo Mercury sigue vivo en la cultura pop.

"Creo que el tiempo que la gente ha estado interesada en eso, el primer vuelo en ese entonces, ha sido algo sorprendente", dijo Glenn. "Estamos tan acostumbrados a lo nuevo y lo no probado en este país, que creo que nos hemos acostumbrado a eso. Así que ha sido un poco sorprendente que la atención haya estado y siga volviendo a algunos de esos primeros vuelos . "

Glenn y su vuelo de 1962 se han celebrado y citado en películas y música, aparecieron en sellos postales y en portadas de revistas, y se han conmemorado a través de una larga lista de recuerdos y coleccionables lanzados al público durante el medio siglo transcurrido desde entonces. Este último incluso ayudó a inspirar al menos a una persona a seguir los pasos de Glenn hacia el espacio.

"Uno de mis mejores recuerdos del vuelo de John Glenn vino de una caja de Red Ball Jets", dijo Don Pettit, uno de los dos astronautas de la NASA ahora a bordo de la Estación Espacial Internacional (ISS), a collectSPACE. "Los Red Ball Jets eran una marca particular de tenis que a los niños les encantaba usar. Tenían una pequeña pegatina roja en el costado que se caía después de la primera semana, pero eran zapatos realmente geniales".

"En esta caja particular de Red Ball Jets había uno de estos discos formados al vacío realmente endebles. Y ese disco era una grabación de la banda sonora de John Glenn que describe cómo se veía la Tierra durante una de sus órbitas. Lo recuerdo cuando era niño", Pettit dijo.


John Glenn volverá a la órbita a los 77 años

En una maravilla de la aeronáutica y la geriatría, el senador John Glenn, el primer estadounidense en orbitar la Tierra, ganó su campaña para ser lanzado de regreso al espacio a la edad de 77 años, dijeron hoy funcionarios y expertos espaciales.

La noticia de que el héroe ágil y siempre exuberante del pionero programa espacial estadounidense volverá a la órbita durante unos 10 días este otoño, después de su 77 cumpleaños en julio, fue una fuente instantánea de sonrisas de asombro de costa a costa hoy. entre los estadounidenses que aprecian el recuerdo del viaje en tres órbitas de Glenn & # x27 hace 36 años.

En ese vuelo histórico, la imagen de Glenn & # x27s de la modestia centroamericana y el dominio pecoso de su misión espacial fue un restablecimiento instantáneo de la moral nacional, muy erosionada en los años de la guerra fría por la alarmante superioridad de la Unión Soviética en el espacio temprano. vuelo.

En su nuevo viaje, el senador Glenn ganó un lugar a bordo del vuelo del transbordador Discovery en octubre en nombre de participar en experimentos sobre el espacio y el proceso de envejecimiento, dijeron expertos espaciales.

La noticia no fue confirmada oficialmente. Pero los expertos espaciales que fueron informados hoy por la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio dijeron que el vuelo se anunciaría el viernes en una conferencia de prensa al mediodía confirmando que Glenn sería enviado al espacio nuevamente, esta vez como el astronauta más viejo de la historia.

Aunque algunos críticos ya han expresado su escepticismo sobre la justificación científica para enviar a Glenn de regreso al espacio, es posible que tales críticas no causen mucha impresión en las personas que recuerdan con cariño su misión pionera en 1962.

& # x27 & # x27 Creemos que tenemos una justificación bastante sólida para ello & # x27 & # x27, dijo un alto funcionario de la NASA, señalando que el Sr. Glenn asistiría a la conferencia de prensa.

La agencia ha alineado a media docena de expertos en medicina espacial para discutir los problemas relacionados con el regreso de Glenn & # x27 a la órbita.

El Dr. John M. Logsdon, director del Instituto de Política Espacial de la Universidad George Washington y asesor de la NASA, dijo hoy que la agencia había aprobado el vuelo sin ambigüedades.

& # x27 & # x27 Dudo que la NASA hubiera solicitado al senador Glenn & # x27 & # x27, dijo el Dr. Logsdon. & # x27 & # x27Pero ha podido presentar un caso que los ha convencido de que está calificado para volar y que hay beneficios en que lo haga. & # x27 & # x27

El senador Glenn, que parecía tan ágil, de ojos brillantes y confiado como en su primera ronda como astronauta, salió brevemente de su oficina del Capitolio cuando las noticias recorrieron la capital y se reunió una multitud de reporteros.

& # x27 & # x27Puedo entender que hay mucho interés en este asunto, pero hoy no tengo ningún comentario al respecto & # x27 & # x27, dijo, su estado de ánimo parecía más cercano a la alegría que a la desesperación. & # x27 & # x27Espero discutir esto en el futuro. & # x27 & # x27

Para el senador, que planea cerrar su carrera política a fines de este año, el vuelo sería un enorme golpe personal, ya que ha sido un cabildero unipersonal para su regreso a los vuelos espaciales durante los últimos dos años.

Para la nación, su viaje en cohete será una alucinación espiritual y una nueva especie de aventura espacial, por todas las reacciones de asombro y placer que, inicialmente, al menos, parecieron abrumar cualquier expresión de preocupación y duda de que pueda manejar el vuelo. .

& # x27 & # x27¿Por qué puede & # x27t él? & # x27 & # x27, dijo el Dr. Adrian LeBlanc, físico médico de Baylor College of Medicine en Houston. & # x27 & # x27No se me ocurrió volar personas mayores. & # x27 & # x27

El Dr. LeBlanc, que estudia cómo los astronautas & # x27 reaccionan los músculos y los huesos a los vuelos espaciales y no ve ningún problema si el Sr. Glenn está en forma y no tiene problemas médicos graves, agregó, & # x27 & # x27La edad en sí probablemente no es una contradicción. & # x27 y # x27

El astronauta de mayor edad en volar al espacio fue el Dr. Story Musgrave, que tenía 61 años cuando realizó su sexto y último viaje a bordo del transbordador Columbia en 1996. En ese vuelo, del 19 de noviembre al 7 de diciembre, el Dr. Musgrave completó su carrera de vuelo después de que la NASA le dijera que no volvería a subir. Antes de eso, el mayor en volar fue Vance Brand, que tenía 59 años cuando voló por última vez al espacio en 1990.

Glenn, un demócrata de Ohio que comenzó su carrera en el Senado en 1974, no sería el primer senador en viajar al espacio. El senador Jake Garn de Utah, presidente del comité espacial, hizo honor a ese honor. Hizo 109 órbitas en 1985 y se volvió tan famoso por la náusea espacial que su apodo en el Senado al regresar al guardarropa del Capitolio se convirtió en Barfin & # x27 Jake.

Los transbordadores espaciales a menudo tienen una tripulación de seis, pero se puede agregar fácilmente un séptimo lugar para el senador, dijeron los funcionarios. Glenn, que vuela en su propio avión privado entre Washington y su casa en Ohio, ha estado descartando durante meses cualquier duda sobre si todavía tiene & # x27 & # x27 las cosas correctas & # x27 & # x27, como lo describe Tom Wolfe en su libro sobre el programa espacial temprano.

Glenn fue el primero entre los Mercury Seven, los astronautas originales. & # x27 & # x27Entre los siete héroes instantáneos & # x27 & # x27 el Sr.Wolfe escribió, & # x27 & # x27John Glenn & # x27s brilló la luz más brillante. & # x27 & # x27

La efusión de alivio y adulación fue fenomenal después de su vuelo de tres órbitas el 20 de febrero de 1962. El primer estadounidense en orbitar la Tierra recibió un desfile de Broadway que recuerda al que tuvo lugar después del vuelo transatlántico de Lindbergh & # x27, 35 años antes. El Sr. Glenn y su grupo asistieron a una obra de teatro esa noche, & # x27 & # x27 Cómo tener éxito en los negocios sin realmente intentarlo, & # x27 & # x27 y la audiencia se levantó y vitoreó al verlo. El elenco había reescrito las líneas de diálogo en la obra para hacer bromas orgullosas sobre el gran vuelo espacial de Glenn. Fue como una actuación de mando real.

& # x27 & # x27 Creo que & # x27s grandioso & # x27 & # x27 Michael D. McCurry, el secretario de prensa de la Casa Blanca, dijo de la palabra que el Sr. Glenn sería ingrávido una vez más. Cuando se le preguntó qué pensaba el presidente Clinton sobre la idea, McCurry dijo: & # x27 & # x27 Él siente el mismo afecto por John Glenn que la mayoría de los estadounidenses. & # X27 & # x27.

La conferencia de prensa seguramente enfrentará preguntas sobre los riesgos involucrados en el relanzamiento de Glenn a su edad, 15 años más allá de la edad de aterrizaje de algunos pilotos de la NASA mucho más experimentados. También hay dudas sobre si hay efectos persistentes de la caída del baño que perturbaron el sentido de equilibrio de Glenn & # x27 al principio de su carrera política.

Los analistas están muy divididos sobre la marcha y el valor de # x27s. La justificación científica de usar a Glenn para estudiar el envejecimiento en el espacio tiene poco o ningún mérito, dicen algunos, y agregan que el sistema de transbordador es demasiado poco confiable y peligroso para los viajes de placer nacionales. Otros no están de acuerdo y algunos expertos aplauden la medida por su pura audacia.

& # x27 & # x27 Desearía que no confundieran el tema con toda esta tontería sobre la investigación médica, & # x27 & # x27, dijo John E. Pike, director de política espacial de la Federación de Científicos Estadounidenses, un grupo privado en Washington.

& # x27 & # x27Su gran deseo se está cumpliendo. El primer vuelo de John Glenn no tuvo nada que ver con la ciencia y este tampoco. Volar en el espacio es lo correcto. & # X27 & # x27

Para los engreídos políticos que el senador dejará aquí, indudablemente habrá un juego de adivinanzas sobre cómo el Sr. Glenn dominó la política en la NASA y se ganó el deleite de su corazón. Algunos ya están señalando, por ejemplo, que el senador ha sido el principal defensor demócrata del presidente Clinton en la investigación del Senado republicano sobre las finanzas de la campaña.

Pero el caso del senador Glenn & # x27 que regresa a sus raíces en la historia espacial estadounidense se describe en términos que van más allá de la política terrenal.

& # x27 & # x27Suena maravilloso & # x27 & # x27, dijo el Dr. Robert N. Butler, especialista en envejecimiento de la Facultad de Medicina Mount Sinai, que habló con el Sr. Glenn hoy. & # x27 & # x27 Sonaba muy claro y decidido y complacido de que se tomara esta decisión y de que tuviera la oportunidad de volver al espacio. Es una historia asombrosa. & # X27 & # x27


La anticipación aumenta para el gran día de John Glenn

CAPE CANAVERAL, Florida (CNN) - Después de meses de minuciosa planificación y duro entrenamiento, de ardiente anticipación e hiperventilación, el gran día del senador John Glenn en el espacio finalmente llega el jueves.

Después de un desayuno para la tripulación y una sesión informativa final, Glenn y otros seis astronautas subirán al transbordador espacial Discovery para su despegue programado a las 2 p.m. EST. Los meteorólogos dicen que el tiempo de lanzamiento debería ser perfecto.

"Parece que la Madre Naturaleza quiere que John Glenn regrese al espacio tanto como el resto de nosotros", dijo el meteorólogo de la Fuerza Aérea, Capitán Clif Stargardt. "Estamos viendo un cero por ciento de posibilidades de que el clima impida el lanzamiento".

El vuelo del jueves será la primera incursión de Glenn en los oscuros confines del espacio desde 1962, cuando hizo historia como el primer estadounidense en órbita. A los 77 años, será la persona de mayor edad en aventurarse al espacio.

Famosos y poderosos acuden a Florida para despegar

AUDIO RELACIONADO:
La hija de Glenn, Lyn Glenn, elogia el historial de éxito de la NASA
32 seg. / 396 K AIFF o WAV
VÍDEO RELATADO:
Entrevista completa con Lyn Glenn
Verdadero 28K 56K
Windows Media 28K 56K
¿Y si?
La NASA tiene un plan para cada emergencia de transbordador

Se espera que unas 250.000 personas converjan en la Costa Espacial de Florida para vislumbrar el despegue. Los bordes de las carreteras estaban llenos de campistas, mientras la gente vigilaba los lugares de observación elegidos.

Unos 3.500 periodistas están cubriendo la misión, y también se espera un grupo de celebridades y políticos, incluido el presidente Clinton, para el momento del lanzamiento.

Los informes publicados dicen que Tom Hanks, Leonardo DiCaprio y Bruce Willis planean asistir, aunque ninguno está en la lista oficial de 22 páginas de celebridades de la NASA. El cantante Jimmy Buffett está escribiendo una historia sobre el lanzamiento de la revista Rolling Stone.

"Me encanta un gran espectáculo. Este es un gran espectáculo. Este es el circo que viene a la ciudad, y es genial ver (a Glenn) hacer eso", dijo Buffett.

La tripulación se despide de amigos, familiares

El miércoles, Glenn y los otros astronautas se pararon cerca de su plataforma de lanzamiento, saludando y gritando a familiares y amigos que estaban a 20 pies de distancia para evitar que la tripulación se resfriara. Catorce autobuses llenos de personas viajaron al pad para la ceremonia de despedida.

"Un viaje un poco diferente esta vez", gritó Glenn en respuesta a una pregunta.

En 1962, Glenn estuvo en órbita solo cinco horas antes de regresar a los lazos de la Tierra. Esta vez, la misión dura nueve días, lo que le da al senador mucho tiempo para hacer turismo por las ventanas del Discovery.

El miércoles, la tripulación pasó por un entrenamiento de vuelo, asistió a una sesión informativa y se les dio algo de tiempo para relajarse. Después de la cena y la despedida de sus cónyuges, se programó el apagado de las luces para las 11:30 p.m.

Filete y huevos en el menú previo al vuelo.

Algo eclipsados ​​por el alboroto sobre Glenn están los otros seis miembros de la tripulación, que incluye a otros cuatro estadounidenses y un astronauta, cada uno de Japón y España.

Además de Glenn, la tripulación incluye a Curtis Brown Jr., el comandante piloto Steven Lindsey, especialistas en misiones Scott Parazynski, Stephen Robinson y Pedro Duque y el especialista en carga útil Chiaki Mukai.

El jueves, los astronautas se despertarán a las 8:30 a.m., se someterán a un breve examen médico y luego se sentarán al tradicional desayuno previo al lanzamiento de bistec y huevos.

Después de eso, se subirán a sus trajes espaciales naranjas, subirán a una camioneta y saldrán de la plataforma donde los espera un Discovery cargado de combustible y listo.

Durante la misión del Discovery, la tripulación de siete personas realizará 83 experimentos científicos y lanzará el satélite Spartan durante dos días de estudios solares.


El hombre y la misión

John Herschel Glenn Jr. nació el 18 de julio de 1921 en Cambridge, Ohio. Asistió a escuelas primarias y secundarias en New Concord, Ohio. Recibió una licenciatura en ciencias en ingeniería de Muskingum College en New Concord. Murió el jueves 8 de diciembre de 2016 en el Centro Médico Wexner de la Universidad Estatal de Ohio en Columbus, Ohio.

Voló misiones durante la Segunda Guerra Mundial y la Guerra de Corea. Recibió muchas medallas, premios y condecoraciones por sus logros durante su tiempo en el ejército y como astronauta.

La NASA seleccionó a Glenn para ser uno de los siete astronautas del Proyecto Mercury en 1959. Además de una lustre carrera en la Marina, se desempeñó como Senador de los Estados Unidos de 1987 a 1995. Después de retirarse del Senado a los 77 años, se convierte en la persona de mayor edad en viajar en el espacio cuando regrese al espacio a bordo del transbordador espacial Discovery.

Su conexión con las islas Turks & amp Caicos y Grand Turk comenzó en febrero de 1962 como parte del proyecto Mecury y la cápsula espacial Friendship 7. Glenn aterrizó en aguas cercanas después de su histórica órbita de la Tierra. Fue el primer estadounidense en orbitar la Tierra, dando tres vueltas al mundo en cuatro horas y 56 minutos. Después de su amerizaje, lo llevaron a Grand Turk.

Detalles de John Glenn: tercer vuelo en el programa Mercury

Nombre de la cápsula - Amistad 7
27 de agosto de 1961 - La cápsula llega a Cabo Cañaveral.
27 de enero de 1962 - Comienza la cuenta regresiva - Lanzamiento cancelado debido al clima adverso
15 de febrero de 1962 - Revisión de seguridad de vuelo
20 de febrero de 1962 - 2.20 a.m. Glenn se despertó y le dijeron que la misión estaba lista
20 de febrero de 1962 - Lanzamiento a las 9:47:39 am EST
20 de febrero de 1962 - Aterriza a las 14:43:02 pm EST

Detalles del vuelo

Órbitas - 3
Altitud: entre 99 y 162 millas
Tiempo total de vuelo: 4 horas 56 minutos
Tiempo total ingrávido - 4 horas 38 minutos
Total de millas voladas - 81000
Fuerza de aceleración - Lanzamiento, 8 G. Reingreso, más de 8 G

Durante la misión de John Glenn, el área de recuperación fue apodada "Area Hotel" y durante su segunda órbita Glenn informó: "Esto es Friendship 7, revisando el clima en Area Hotel, y se ve bien de esa manera. Parece que no tendremos ningún problema con la recuperación ”a lo que Grissom en Bermuda respondió“ Muy bien. Nos vemos en Grand Turk ”.

Transmisión entre John Glenn y Bermuda Tracking Station (tiempo de vuelo a la izquierda)
03 12 32 - Glenn Soy Friendship Seven, comprobando el tiempo en el Hotel Area y se ve bien de esa manera. Parece que no tendremos ningún problema con la recuperación.
03 12 32 - Bermuda Station Muy bien. Nos vemos en Grand Turk
03 12 43 - Glenn Sí señor.
03 12 48 - Glenn De hecho, puedo ver claramente hacia abajo, ver todas las islas despejadas en toda la cadena desde aquí, puedo ver mucho más allá y el Area Hotel parece excelente para la recuperación.

Antes de la reentrada, los instrumentos de tierra indicaron que el escudo térmico se había aflojado. Como medida de precaución, los controladores de la misión no descartaron el paquete del retrocohete, que estaba colocado justo debajo del escudo térmico. Incluso con este problema, Friendship 7 aterrizó a unas pocas millas del objetivo planeado, 800 millas al sureste de Bermuda.

Después de aterrizar y ser llevado a Grand Turk, hubo varios comunicados de prensa y en uno, Robert Voas, oficial de entrenamiento de Mercury, recordó el relato de Glenn sobre su regreso en "una estrella fugaz".

Recoger

Los vigías del destructor USS Noa avistaron el paracaídas principal a una altitud de 5000 pies desde un rango de 5 millas náuticas. El USS Noa tenía la nave a bordo 21 minutos después del aterrizaje y el astronauta John Glenn permaneció en la nave durante la recogida. Los planes originales pedían que Glenn saliera por la escotilla superior, pero se estaba calentando demasiado y se decidió salir por la escotilla lateral más fácil. Glenn fue trasladado en helicóptero desde el USS Noa al USS Randolph, y luego voló a Grand Turk para su interrogatorio y atención médica según lo planeado. La cápsula se unió a él más tarde cuando fue entregada a Grand Turk por barco.

En Grand Turk

El 21 de febrero, el coronel Glenn asistió a una fiesta en su honor en la casa club de la estación de rastreo de misiles de la USAF. La mayor parte de este tiempo se dedicó a firmar autógrafos y repasar los detalles de su vuelo. Se fue a la cama a medianoche y se despertó a las 6 de la mañana para continuar con el proceso de interrogatorio.

El regreso a América

Cuando el vicepresidente de Estados Unidos, Lyndon B. Johnson, llegó a las 4 de la mañana para llevar a John Glenn a casa, una gran parte de la población lo estaba esperando en el aeropuerto y lo recibió con gran entusiasmo a pesar de la madrugada. Los registros dicen “De todas las recepciones que el vicepresidente y el astronauta iban a recibir más tarde, quizás ninguna sería más pequeña pero ciertamente ninguna sería más cálida o más sincera que la que dio el pueblo de Gran Turco a su partida a principios de mañana del 23 de febrero ”.

El 26 de febrero de 1962, John Glenn y su esposa Annie fueron recibidos por miles de personas que se alineaban en la Pennsylvania Avenue de Washington. En el automóvil con ellos estaba el vicepresidente Lyndon B Johnson, presidente del Consejo de Aeronáutica y Espacio Náuticos.

Cultura e historia # 038

Hacer contacto

El Museo es una organización sin fines de lucro financiada con fondos públicos.

No forma parte del Gobierno de las Islas Turcas y Caicos y no recibe apoyo regular del Gobierno. Solo su Soporte lo hace todo posible. Conviértase en un colaborador hoy; no podemos hacerlo sin su ayuda.

Haga clic aquí para ver una cronología de eventos y fechas importantes en la historia de las islas

Los colores de El Islas Turcas y Caicos

ROJO fue elegido para representar a la capital de la nación, Gran Turca. El color se toma de la fruta roja / rosada que se encuentra en la planta nacional, el Turks Head Cactus. Una vez se encontraron en abundancia en Grand Turk antes de que fueran retirados para acomodar los estanques de sal.

BLANCO fue elegido para representar a Salt Cay. El color vino de la sal. La industria de la sal fue en gran parte responsable de poblar las islas de Salt Cay, Grand Turk y South Caicos.

NARANJA fue elegido para representar al sur y este de Caicos. El color proviene de la langosta espinosa y el pescado y refleja la industria pesquera en el "Gran Sur".

BRONCEARSE fue elegido para representar a Middle Caicos. El color se toma de la materia prima (paja) que alguna vez cubrió los techos de las casas. También se utiliza para la confección de sombreros de paja, cestas y escobas. Middle Caicos es conocido por la calidad superior de la artesanía nativa.

VERDE fue elegido para representar North Caicos y Parrot Cay. El color se toma de los árboles frutales y otros tipos de árboles que florecen en la más fértil de todas las islas. North Caicos también alberga la plantación verde de Wade, la más exitosa de las plantaciones de algodón de las islas Caicos.

TURQUESA fue elegido para representar las islas de Providenciales, Pine Cay y West Caicos. El color es tomado de las hermosas aguas turquesas que rodean estas islas en las que navegan nuestras famosas balandras de pesca de Caicos. Estas aguas turquesas también contribuyen a nuestra industria más nueva, el turismo.

ROSADO fue elegido para representar la hermosa caracola, los flamencos y los numerosos cayos deshabitados que componen nuestra cadena de islas.

AMARILLO representa la gloria de Dios como el sol que brilla en todas nuestras hermosas islas y cayos. El sol también contribuye a nuestra industria más nueva, el turismo.

Ver una cronología de eventos y fechas importantes en la historia de las islas

Algunos artefactos que verá en el museo

Nuestras colecciones representan el rico patrimonio histórico, cultural y natural de las Islas Turcas y Caicos y su gente.

Lucayan Duho

Foto cortesía de Joanna Ostapkowicz. El Duho es uno de los artefactos más raros de las colecciones del museo. Fue utilizado como asiento ceremonial para el cacique o jefe de los lucayanos, los primeros habitantes de estas islas.

Lente de Fresnel

El faro Grand Turk fue construido en 1852 y originalmente fue diseñado para quemar aceite de ballena y tenía una lámpara reflectora Argand. En 1943, el faro se convirtió en una lente de Fresnel, una de estas lentes se exhibe ahora en el museo.

Pistola giratoria

El naufragio del arrecife Molasses, una de las primeras carabelas españolas, estaba equipada con tres tipos de cañones giratorios de retrocarga, uno de los cuales se muestra arriba. Se cree que los cañones giratorios son armas antipersonal colocadas donde sea conveniente a lo largo de la barandilla del barco.

Postal de la industria de la sal

El museo tiene una colección diversa de postales antiguas de las Islas Turcas y Caicos. La mayoría de las postales representan escenas de Grand Turk, la capital y de la industria de la sal.

Gobernador de las Islas Turcas y Caicos

ÉL. Nigel Dakin CMG

¡El Museo Nacional de las Islas Turcas y Caicos en Grand Turk seguramente se encuentra en uno de los escenarios más majestuosos de cualquier museo, en cualquier lugar! Encaramado en el borde del parque nacional Columbus Landfall. El edificio de 200 años, "Guinep Lodge", que alberga una multitud de artefactos que abarcan desde los indios precolombinos hasta la edad moderna, es un museo por derecho propio. El edificio orientado al oeste se ha mantenido firme y ha sido testigo de más de 200 años de increíbles atardeceres de TCI y ha resistido todos los huracanes importantes desde antes de que comenzaran los registros.

El Museo Nacional juega un papel vital en la recuperación, preservación, registro y exhibición de la historia de estas islas para que todos la vean, disfruten y aprendan. El archivo del museo es un verdadero tesoro de información, con suficiente información para llenar dos museos. Con miles de artefactos precolombinos de múltiples excavaciones arqueológicas de todo el TCI durante los últimos 50 años, artefactos no exhibidos de barcos de guerra antiguos, registros parroquiales o nacimientos, muertes y matrimonios que se remontan a más de 200 años, una verdadera mina de oro de información, simplemente esperando ser descubierto.

El museo no solo es una instalación de exhibición de historia y artefactos locales, sino que también realiza un trabajo importante en la comunidad con múltiples eventos durante todo el año y apoya a todas las escuelas de TCI, tiene un campamento de verano regular y un club infantil para nuestros historiadores y arqueólogos en ciernes de mañana. La ubicación de Grand Turk incluye un "edificio científico", que es una instalación de restauración completa para estabilizar los artefactos antes de que se muestren o almacenen en el archivo. Todo este trabajo se ha realizado en silencio desde que se fundó el museo hace 30 años. También hay un campus en Provo y hay planes interesantes en marcha para construir una nueva instalación multimillonaria especialmente diseñada para el disfrute más amplio de nuestra fascinante historia. La Oficina del Gobernador se enorgullece de haber apoyado al TCNMF a lo largo de los años con proyectos de capital vitales.

Ya sea que sea un local o un visitante de nuestras hermosas costas, lo animo a que visite y apoye el Museo Nacional de Turks & amp Caicos y absorba nuestra colorida y sorprendentemente diversa historia local.


H E Nigel Dakin CMG

Gobernador de las Islas Turcas y Caicos


Carolyn Leach Huntoon

"Creo que fui bastante afortunada", dijo Huntoon, quien comenzó su carrera en la NASA (en lo que entonces se llamaba el "Centro espacial tripulado", señaló Huntoon) como investigadora médica, sobre el acoso sexual en la NASA.

Huntoon fue pionera no solo como mujer en la ciencia y en puestos de liderazgo, sino también en el increíble trabajo que hizo. Antes de asumir increíbles roles de liderazgo en la agencia, realizó algunos de los primeros experimentos científicos que examinaron cómo los vuelos espaciales afectan la salud humana. Su trabajo fue y sigue siendo una parte importante y crítica de los vuelos espaciales tripulados.

"Personalmente", dijo, "la gente me decía cosas desagradables. Pero sobreviví a esas personas. Se jubilaron, murieron", dijo.


Archivo de boletines

Los californianos enfrentaron el lunes el fuego, el humo, el viento y los cortes de energía mientras los bomberos continuaban luchando contra las llamas en todo el estado. Los meteorólogos informan que se esperaba otro "evento de viento" el martes en el norte de California. La lluvia no parece estar en el pronóstico en el corto plazo.

Los principales líderes del Estado Islámico en Siria están siendo atacados, como parte de lo que parece ser una campaña urgente para destripar la confianza mental del grupo terrorista. Las Fuerzas Democráticas Sirias, aliadas de Estados Unidos, dijeron el lunes que habían llevado a cabo una serie de redadas destinadas a matar o matar a los actores clave del grupo terrorista.

Pakistán ha asegurado a Estados Unidos su "firme" apoyo al proceso de paz y reconciliación en el Afganistán devastado por la guerra, y ha subrayado la importancia de que todas las partes tomen medidas "prácticas" para reducir las hostilidades.

VIDEO: En Santa Fe, Nuevo México, una universidad única ha estado sumergiendo a los estudiantes en las artes y la cultura contemporáneas de los nativos americanos durante más de 55 años. La escuela única en su tipo atrae a estadounidenses nativos y no nativos de todo el país que desean explorar sus habilidades artísticas mientras aprenden más sobre la diversa gama de culturas nativas en su tierra natal.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha acusado a Irán de buscar medios para lanzar misiles contra Israel desde Yemen, donde Teherán apoya a los rebeldes hutíes. Netanyahu hizo el comentario durante una visita de una delegación de Estados Unidos, que incluía al asesor presidencial Jared Kushner y al secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steve Mnuchin. También pidió sanciones más duras contra Irán.


Este día en la historia: 29/10/1998 - John Glenn regresa al espacio - HISTORIA

artículos de historia espacial y artefactos

foros de discusión de historia espacial

apariciones de astronautas en todo el mundo

documentos de historia espacial seleccionados

'Figuras ocultas': ¿Cuándo pidió John Glenn que 'la niña' revisara los números?

En la película "Figuras ocultas", el astronauta John Glenn (Glen Powell) se lanza al espacio, pero no antes de ordenar a la NASA que "haga que la niña compruebe los números".

& mdash "Haz que la chica revise los números".

Con esas siete palabras, dichas por el astronauta John Glenn antes de convertirse en el primer estadounidense en orbitar la Tierra en 1962, el papel de Katherine Johnson en la historia cambió.

Johnson, una "computadora humana" asignada a la División de Investigación de Vuelo de la NASA en el Centro de Investigación Langley en Hampton, Virginia, era la "niña" afroamericana de 44 años que era objeto de la directiva del astronauta. Como tal, se dedicó a verificar dos veces la trayectoria calculada por su contraparte electrónica: computadoras IBM 7090 del tamaño de una habitación en el Goddard Space Flight Center en Greenbelt, Maryland.

"Si ella dice que los números son buenos, estoy listo para comenzar", dijo Glenn, según Margot Lee Shetterly, citando a Johnson, en su libro "Figuras ocultas" (William Morrow, 2016) que sirvió de base para el siglo XX. La película de Fox con el mismo título se estrenará ampliamente en los cines de EE. UU. El viernes (6 de enero).

Ese breve intercambio, y el trabajo que Johnson hizo como resultado de él, es una escena fundamental en el largometraje, protagonizado por Taraji P. Henson como el matemático y Glen Powell como el astronauta. Sin embargo, como la mayoría de las películas "basadas en hechos reales", "Figuras ocultas" se toma ciertas libertades con la historia.

John Glenn (Glen Powell) conoce a la matemática Katherine Johnson (Taraji P. Henson) en la película "Figuras ocultas".

"Those calculations for John Glenn took three days," said director Ted Melfi. "We can't do that in the movie, so even though [Johnson] is a math genius, she is not that much a genius."

"So yes, it took her 25 seconds in the film," said Melfi.

Shetterly writes that it actually took Johnson a day and a half to complete the calculations. But whether it was 36 or 72 hours, there is a potentially bigger question: When did Glenn ask for "the girl" to check the computers' numbers?

In "Hidden Figures," the movie, Johnson (Henson) rushes to complete the math while Glenn waits on the launch pad. She then runs to hand off her report to Mission Control (in real life, Johnson was in Virginia for the launch, while the flight controllers were at Cape Canaveral in Florida).

Shetterly writes in her book that Glenn, who died on Dec. 8 at the age of 95, conducted a final check of his Mercury- Atlas 6 mission flight plan during the three days that led up to his launch on Feb. 20, 1962. It is within that context that she describes Johnson making the calculations, but that may or may not be when it occurred.

Mathematician Katherine Johnson at work as a "human computer" at the Langley Research Center in Hampton, Virginia.

"Out of all of the things that I was trying to track down, this was the one," Shetterly told collectSPACE in an interview. "I spoke to some of the guys in Houston, with Katherine, and [searched through] documents. I cannot even tell you how many boxes of the Project Mercury reports, all of the computer printouts, I went through trying to find that exact thing."

Johnson told Shetterly it happened "weeks before" Glenn's launch, but her account, recalled more than 50 years after the event, "sort of moved around a little" over the course of her interviews.

"As best as I can tell and looking at all the details, her oral history testimony and NASA documents, it was some point very close to the launch in 1962, but I could never get the final date," stated Shetterly. "I have gotten close to it, but I haven't found that piece of paper that said it happened on this date, at this time, these many days before the launch."

The question of when might be further complicated by the history of Glenn's flight.

The first American to orbit Earth lifted off on Feb. 20, 1962, but that came after two months of false starts. Glenn first got ready to launch by entering quarantine at the Cape in December 1961.

Astronaut John Glenn enters his Mercury spacecraft, Friendship 7, for a launch attempt on Jan. 27, 1962.

"NASA hinted that the flight might occur before Christmas," Glenn wrote in his 1999 memoir. "Bob [Gilruth, head of the Space Task Group] knew it wouldn't hurt the agency if the president could give a Christmas present to the country in the form of an orbital flight."

That gift however, was not to be. Technical problems with Glenn's Mercury capsule, Friendship 7, slipped the flight to the next month. NASA announced a date of Jan. 16, 1962, but that was postponed due to issues with the propellant tanks for the mission's Atlas rocket.

On Jan. 27, after at least one delay for poor weather and another for technical concerns, Glenn proceeded through a pre-flight physical, put on his silver spacesuit, ascended the launch tower and boarded his spacecraft for launch.

"I lay there on my back in the contour couch for nearly six hours, wishing that the gantry would pull back, signaling a break in the clouds and imminent liftoff," Glenn wrote. "But they didn't break, and the launch window closed."

John Glenn (Glen Powell) crosses a walkway on the launch gantry in the feature film "Hidden Figures."

A new attempt on Feb. 1 was called off after it was found that a fuel leak had soaked an insulation blanket inside the Atlas. Two weeks later, the weather scrubbed tries on Feb. 14 and 16.

Finally, the weather improved, and Friendship 7 lifted off at 9:47 a.m. EST on Feb. 20, 1962.

So, with all those stops and starts, why would Glenn only become concerned with the computer-generated numbers for his orbital trajectory on what turned out to be his last, successful attempt? After all, had the weather cooperated, he might have lifted off as early as a month before without the benefit of Johnson's double-check.

Had that happened &mdash had Glenn flown his three orbits on Jan. 27, and were all other conditions equal &mdash he probably would have been okay. Johnson's math matched the IBM, establishing the computer (the electronic one) was reliable.

John Glenn reviews his orbital trajectory on a map the day after a launch scrub of his Mercury mission on Jan. 27, 1962.

As to the timing, at least two possibilities exists. Johnson could have performed the math earlier than she recalled, such that her verification came prior to the January launch attempts (or maybe even for the December pre-Christmas target), or, perhaps, the delays gave Glenn the extra time he needed to think through all the possibilities.

One detail that might bolster the latter scenario concerns how Glenn got the camera he used on board Friendship 7. According to his memoir, Glenn purchased the automatic camera at a Cocoa Beach drugstore in January, after his launch campaign had begun.

The delay from December gave Glenn the time to further consider the necessity of flying a camera after NASA had initially rejected the idea. Maybe the extra days and weeks also gave Glenn the time to recall the "girl" whose figures preceded the computers.

© 2021 collectSPACE.com All rights reserved.



What John Glenn Told National Geographic In His Last Interview

Two wars, 149 combat missions and three trips around the planet made John Glenn a historic figure.

Seven minutes of radio silence from Friendship 7 made him an American hero.

Today, more than 95 years after it began, John Glenn’s long and remarkable journey came to an end.

I spoke with Glenn by telephone on October 24 for what would be the last interview of his life. Most of our conversation concerned a forthcoming National Geographic book on astronauts, for which I'm a contributor.

Glenn’s health began to decline about three years ago. He had heart surgery at the Cleveland Clinic in 2014, then a stroke that robbed him of some vision.

On the day I spoke with him, Glenn volunteered that his health was failing.

But his recall of specifics from February 20, 1962—when the nation held its collective breath for seven minutes, fearing a potentially loose heat shield would cause Glenn’s Friendship 7 spacecraft to incinerate as it re-entered Earth’s atmosphere—was astonishing. (See intimate pictures of Glenn's historic orbit.)

And he told me that twice during this year’s presidential campaign, when Hillary Clinton was campaigning in Columbus, she visited privately with Glenn and his wife, Annie, at their Columbus area home.

The Friendship 7 flight guaranteed adulation would follow Glenn for the rest of his days—through 24 years as the longest-serving U.S. Senator in Ohio history and his return to space in 1998 aboard the Space Shuttle Discovery. But the final act of Glenn’s public life was the one of which he was perhaps the proudest: creating the John Glenn School of Public Affairs at Ohio State University.

By every measure imaginable, John Glenn’s was a live well lived, for a nation well served.

I knew Glenn well for 42 years. I first met him in 1974, during his successful general election campaign for the U.S. Senate.

During a talk last year in his office on the Ohio State campus, Glenn told me rarely did a day pass without someone asking about his 4 hour, 55 minute flight aboard Friendship 7.

But while Glenn left his New Concord, Ohio hometown long ago, New Concord’s values never left Glenn.

Given the enormity of his fame, Glenn remained remarkably grounded. And he never lost the conviction America’s best days are ahead of it.

“In science, medicine and other areas, we have tremendous opportunities in this country,” he told me in our interview. “And those opportunities will lead to amazing events. That’s the nature of this country. There will be other big days.

“Think what it will be like when we find the answer to cancer and other medical problems. And someday we will land on Mars. And that will be another big step in our movement out into space. And that will have us united as a country.”

Glenn also talked about his return to space at age 77, arguing it was arguably as meaningful as his first flight.

“And the reason is a lot of things that happen to the human body as you get old are very similar to what happens to the human body in space—on a more accelerated basis,” he explained.

“We should have more elderly people go up," he continued. "My one mission didn’t prove everything. We need a bigger sample of people in that age bracket to make it more meaningful to scientists.”

Nota del editor: Brent Larkin is a 47-year Cleveland journalist who spent nearly 20 years as the Plain Dealer’s editorial page editor. He retired in 2009 and now writes a weekly column for the newspaper and its


GLENN RETURNS TO SPACE: THE OVERVIEW 36 Years Later, Glenn Lifts Off for His Space Encore

John Glenn, an astronaut again at 77, returned to orbit today in the space shuttle Discovery for a rendezvous with the memory of a time when exploits of early astronauts held the world in thrall and for a long-awaited encore, this time as the oldest traveler in outer space.

At 2:19 P.M., after two suspenseful delays, the shuttle's two rockets and three engines ignited in flames and billowing vapors and lifted the seven-member crew -- including Mr. Glenn, the retiring Democratic Senator from Ohio and the first American to circle the planet -- into an orbit some 345 miles above Earth.

''Liftoff of Discovery with a crew of six astronaut heroes and one American legend,'' intoned Lisa Malone, the countdown commentator, at the moment the shuttle rose into a cloudless blue sky.

Although Mr. Glenn's flight had been criticized in many quarters as a publicity stunt and political payoff with little scientific value, an estimated 250,000 visitors to the Kennedy Space Center and surrounding communities, one of the biggest crowds to see a shuttle departure, followed Discovery's ascent, watching until it was no more than a vanishing point of light more than five minutes after liftoff. President Clinton, watching with Mrs. Clinton from the roof of the Launch Control Center, was the first sitting President to see a space launching here since Richard M. Nixon watched the takeoff of Apollo 12 in 1969.

In an interview on CNN before the liftoff, Mr. Clinton pointed out that today's flight -- the last mission before NASA begins launching the International Space Station in December -- was the end of an era. ''So John Glenn began this first phase of our space program, and he's ending it just before we start on the space station,'' Mr. Clinton said.

A few hours after Discovery reached orbit, Lieut. Col. Curtis L. Brown Jr., the commander, looked over at Mr. Glenn.

''Let the record show, John has a smile on his face and it goes from ear to ear,'' Colonel Brown told Mission Control. ''We haven't been able to remove it yet.''

In his first radio communication with Mission Control, Mr. Glenn was ebullient. 'ɺ trite old statement: zero-G and I feel fine,'' he said, paraphrasing his first reaction to zero gravity, in 1962.

Looking down on the Hawaiian islands, Mr. Glenn said: ''Today is beautiful and great. I just can't even describe it.''

More than 36 years ago, on Feb. 20, 1962, Mr. Glenn, then 40, rocketed aloft from here to become the first American to orbit the planet. Alone, squeezed into a tiny Mercury capsule, he made all of three orbits of Earth on a flight that lasted five hours. Today, aboard the relatively commodious Discovery, with 70 times the room of the Mercury capsule, Mr. Glenn began a mission planned to last nine days.

Two younger astronauts, Colonel Brown and Lieut. Col. Steven W. Lindsey, both of the Air Force, were at the controls of Discovery. From his passenger seat in the compartment below the flight deck, Mr. Glenn felt the bump at liftoff and the increasing vibration and noise of the first two minutes of surging rocket power, 20 times the thrust of the Atlas rocket that first put him in orbit. When Discovery's two solid-rocket boosters were jettisoned after a little more than two minutes, Mr. Glenn felt a sharper jolt and might have caught sight of a flash of light in the tiny compartment window.

In many ways, it was a more comfortable ascent this time. At most, the rocket power exerted on Mr. Glenn's body pressures about three times the normal force of gravity at sea level. The pressure was certainly nothing like the G-forces from the Atlas, which reached eight times normal levels.

As the shuttle's three hydrogen engines burned, Mr. Glenn could begin to relax to the steady whirring of turbines and fans. Eight and a half minutes after ignition, he and the other Discovery astronauts had reached orbit and, unbuckling the straps that secured them during liftoff, experienced the floating sensation of weightlessness. On his Friendship 7 flight in 1962, Mr. Glenn never got the chance to unbuckle and had no place to stretch out.

For the rest of the day, the crew moved slowly about Discovery, opening the cargo-bay doors and activating the systems and scientific instruments in the pressurized Spacehab module in the cargo bay where astronauts are to conduct many of their experiments.

Generally overlooked in the avid attention on Mr. Glenn was the multinational crew, including a Japanese and a Spanish astronaut, which is to get busy on Friday with dozens of astronomy observations, tests of hardware for the Hubble Space Telescope, and experiments on the effects of a low-gravity environment on insects, fish and and humans.

Much of the scientific work will be handled by Dr. Stephen K. Robinson, an engineer Pedro Duque, an aeronautical engineer from Spain who is representing the European Space Agency, and Dr. Chiaki Mukai, a Japanese physician and medical researcher. Mr. Glenn's primary duty will be to act as a test subject for investigations of physiological changes from space flight that appear to parallel changes in aging humans. His attending physician for many tests will be Dr. Scott E. Parazynski.

Such studies point up one of the sharpest contrasts between this flight and Mr. Glenn's first. '𧮬k then, the issue was not successful experiments but survival,'' Mr. Glenn said in a recent magazine interview. 'ɽoctors weren't sure whether humans could take eight G's going up and coming down. As test pilots, our job was to find out what we could do and couldn't do.''

NASA officials said Discovery was operating normally, but engineers said they were investigating the apparent loss of a small, insulated aluminum panel near the tail. A videotape of the launching showed the panel dropping off two seconds after main-engine ignition, five seconds before liftoff. The panel appeared to be the cover over a stowed parachute, which is deployed at landing to slow the shuttle on the runway.

At a news conference, Donald R. McMonagle, a shuttle official at the Kennedy center, said the incident was not expected to pose any additional risk or cause any change in mission plans. The shuttle could land without the 'ɽrag chute,'' which was added to the shuttles for extra braking force only after more than 50 safe landings without parachutes. The problem presented ''no hazard to operations of the vehicle in orbit,'' the official said.

A more detailed analysis of the problem is expected to be made on Friday, Mr. McMonagle said.

The day of Mr. Glenn's second launching broke warm and clear, with no signs of technical trouble on Discovery at Pad 39-B. Before his first mission, Mr. Glenn had to wait out 10 postponements because of weather or mechanical problems between December and Feb. 20 before he finally lifted off.

Today's countdown proceeded smoothly toward a scheduled 2 P.M. liftoff. At a pause at T-minus-nine minutes, Scott Carpenter, the astronaut who was Mr. Glenn's backup pilot in 1962, echoed his famous farewell to the Mercury flight, which was ''Godspeed, John Glenn.''

Speaking to the Discovery crew, Mr. Carpenter said, 'ɺt this point in the count, it seems appropriate to say to the crew, good luck, have a safe flight, and to say once again, Godspeed, John Glenn.''

But Discovery was not going anywhere yet. Alarms sounded in the cockpit and were recorded at Mission Control in Houston. The countdown was halted while engineers considered possible problems with the cabin pressure in the crew module, and soon established that there was nothing to fear. Then, at T-minus-five minutes, the count was interrupted again as one private airplane and then another were spotted flying into restricted airspace near the Kennedy launching area.

The liftoff seemed trouble-free, until the examination of video recordings revealed that a piece of metal seemed to break loose and hit the nozzle of the shuttle's center engine. Investigators were trying to find out if it was indeed the parachute panel -- a piece of waffle-textured aluminum 18 inches wide, 22 inches long and 1.7 inches thick -- that fell off.

'ɺt this point, we know of no impact on the mission,'' Mr. McMonagle said of the problem.

One of the most important maneuvers of the mission is to come on the fourth day. The Discovery astronauts plan to release a small satellite called Spartan for two days of observations of the Sun's corona, or outer atmosphere, and its effects on the space environment throughout the solar system. The satellite is to be retrieved before the shuttle returns to Earth. Landing is scheduled for Nov. 7 here at the Kennedy center.


Ver el vídeo: STS 95 09 John Glenn Return to space FD 04 CNN 1998 11 02